EN VIVO: Copa América 2024, últimas noticias

El hermano de Justin Trudeau afirma que el Primer Ministro hace lo que le piden las élites globalistas

0
Únete al debate

Kyle Kemper, medio hermano del Primer Ministro de Canadá, Justin Trudeau, lo describió trabajando al servicio de la élite global por el Nuevo Orden Mundial.

En una entrevista reciente, el medio hermano Tudeau ofreció su parecer del por qué su reticencia a escuchar los puntos de vista de millones de canadienses que protestan por su libertad y aseguró que Justin no escribe sus propios discursos ni el texto de sus tweets, sino que a través de estos ejecuta los guiones escritos para él por sus señores globalistas.

“Justin es el líder del Partido Liberal, y todo lo que sale de su boca en este momento está escrito”, aseguró Kyle Kemper.

“Todos sus tweets están siendo producidos por un equipo”, agregó.

Hace ya más de una semana de que el convoy por la libertad entró y se asentó en la ciudad de Ottawa, al tiempo que Trudeau abandonó la ciudad para “refugiarse” o evitar afrontar esta fuerte oposición a sus mandatos sanitarios contra la pandemia.

Como primer ministro, aún se niega a escuchar el reclamo de los camioneros, y de los millones de personas que los apoyan no solo en Canadá, sino en todo el mundo.

LEE TAMBIÉN: Convoy de la Libertad: Agricultores canadienses bloquean el paso fronterizo entre Alberta y Montana

Es solo la “cara” y el “vocero” de su gobierno

De acuerdo con el hermano de Trudeau, él “es la cara y el vocero principal del gobierno canadiense, pero la política y las iniciativas que la están impulsando, y están impulsando esta narrativa (…) anti canadiense y anti- libertad, desciende de los altos mandos”, dijo.

De esta manera Kyle Kemper conectó al primer ministro con la agenda globalista, y citó a grupos «como el Foro Económico Mundial, el Consejo de Relaciones Exteriores y Bilderberg», que están impulsando la narrativa anti-libertad del Primer Ministro canadiense.

El poder de la verdad

Trudeau «no habla desde su corazón», dijo Kemper, al referirse a él como un «líder débil».

El medio hermano del Primer Ministro explicó por qué cree que su hermano no quiere hablar con los camioneros.

«La verdad es fácilmente debatible, pero las mentiras, como que no se pueden debatir. Así que ni siquiera entras en el terreno del debate cuando se trata de mentiras», dijo

“No es sincero, no hay una discusión real. No se le permite comprometerse realmente con el “Convoy de la Libertad” y con esta gente, porque hay mucho que desempacar aquí y hay muchas preguntas serias”.

En el contexto de la entrevista hizo una sorpresiva alusión.

“Cuando miras la historia de gente como Jeffrey Epstein y cuál era su papel, atrapar a la gente y chantajear a la gente, y piensas en una vida de opulencia y oportunidades, cometes errores y te coaccionan para hacer algo malo”.

“El chantaje es una herramienta muy poderosa”, dijo, sin mencionar a su hermano.

En una entrevista muy similar realizada por el medio «Western Standard», Kemper dijo que él cree que su hermano piensa que “está haciendo lo correcto”.

Respuesta de Trudeau a los camioneros: “Regresen a casa”

Con relación a la política sanitaria, la vacunación masiva, el pasaporte sanitario, el sistema de crédito social, entre otros aspectos que actualmente impulsa esa agenda globalista, su hermano (por parte de madre) cree que está haciendo lo correcto.

También relacionó la pandemia con los globalistas y el Foro Mundial, como “parte de un gran esquema” que implica el traspaso del poder desde las naciones hacia las corporaciones lo que a su vez redunda en enormes beneficios económicos.

Capitalismo o Comunismo

Fundado en 1970 por el globalista Klaus Schwab, un académico suizo-alemán que sigue en activo, la agenda del Foro Económico Mundial (FEM) no es secreta.

Todo se resume a que la globalización requiere la correspondiente «gobernanza global».

En cada reunión anual del foro las élites empresariales y políticas del mundo se reúnen en la lujosa estación de esquí de Davos, enclavada en los Alpes suizos.

«La Iniciativa del Gran Reajuste”, fue el tema de la reunión del FEM de 2021, celebrada en Lucerna-Burgenstock debido a la COVID-19.

Con argumentos en base a la pandemia y el cambio climático se trata de demostrar la necesidad de una gobernanza global, porque las naciones individuales son incapaces de abordarlos de forma eficaz o equitativa bajo el capitalismo tal y como existe ahora.

Trudeau ha sido uno de los principales oradores del FEM en dos ocasiones desde que es Primer Ministro.

Las ideas Trudeau, afines a FEM, las expuso en septiembre a otra organización que cree en la gobernanza global, las Naciones Unidas, cuya Agenda 2030 es similar a The Great Reset (Gran Reajuste).

Trudeau dijo: «Esta pandemia ha proporcionado una oportunidad para un reinicio. Es nuestra oportunidad de acelerar nuestros esfuerzos previos a la pandemia para reimaginar sistemas económicos que realmente aborden los desafíos globales como la pobreza extrema, la desigualdad y el cambio climático».

FEM promueve la vacunación masiva: “¿Qué sigue para las vacunas COVID-19?
@Gavi, la Alianza para las Vacunas, anunció el fin de semana que COVAX, el centro de distribución de vacunas, ha entregado ya mil millones de dosis de la vacuna COVID-19 a países de todo el mundo”.

Hay, por supuesto, una opinión opuesta, que es que las naciones no deben sacrificar su soberanía a los organismos mundiales, como sucedió con el cambio climático respecto a la política energética de Canadá, y que el capitalismo, aunque imperfecto, es superior al comunismo.

El FEM predijo que en 2030 la gente no poseerá nada y “todos los productos se habrán convertido en servicios”, según las 8 predicciones de la organización para el mundo en 2030, reportó The Epoch Times.

Luego de eliminar toda forma de propiedad, todos los bienes estarían en manos del Estado, y el ser humano dependería absolutamente de este para sobrevivir, algo muy similar a lo que propone el comunismo.

Para definir el comunismo en una frase es mejor usar las palabras originales de Karl Marx y Friedrich Engels, quienes escribieron que la doctrina comunista puede ser resumida como la abolición de la propiedad privada, dijo Paul Kengor, profesor de ciencias políticas en el Grove City College, en una entrevista con The Epoch Times.

El Dr. Antony Mueller, un profesor alemán de economía, escribió para el Instituto Mises, “Si la proyección del FEM se hiciera realidad, la gente tendría que alquilar y pedir prestado sus bienes al Estado, que sería el único propietario de todos los bienes. El suministro de bienes sería racionado de acuerdo con un sistema de puntos de crédito social”, según esta fuente.

Con la consumación del sistema de puntos de crédito social, el mundo estaría aplicando el modelo comunista que lo diseño y desarollo, el que aplica injustamente y sin respeto por los derechos humanos el régimen comunista chino.

¿Conoces nuestro canal de Youtube? ¡Suscríbete!

Sigue todas las noticias de Mundo Libre en WhatsApp
Foto del avatar
Mundo Libre Diario

COMENTARIOS

guest

0 Comentarios
Feedbacks en línea
Ver todos los comentarios

VIDEOS