Justicia brasileña pretende seguir controlando la información publicada en redes sociales

0
Únete al debate

La reciente de los «Twitter Files» provocó que el magistrado brasileño Alexandre de Moraes, quien también preside el Tribunal Superior Electoral (TSE), saliera de su «zona de confort» y tenga que comenzar a dar explicaciones por la censura impuesta a la derecha conservadora de Brasil. Sin embargo, no solo lo ha hecho sino que declaró que antes no había redes sociales y «vivíamos más felices».

La exposición de la censura en redes sociales hacia los bolsonaristas comenzó hace unas semanas cuando el periodista estadounidense Michael Shellenberger publicó evidencia revelada en los Twitter Files entregados por Elon Musk, donde se advierte que de Moraes (muy cercano a Lula da Silva) y el TSJ -desde el 2020- fueron responsables de ilegalidades como “amplias restricciones a la libertad de expresión”, violación de datos privados de usuarios en redes sociales e intento de utilizar políticas de moderación como arma contra los partidarios del expresidente Jair Bolsonaro, entre otras acusaciones.

A partir de entonces, Alexandre de Moraes declaró una especie de guerra contra Musk y sus empleados en Brasil, llegando incluso a amenazar con acciones legales, según informó el empresario.

La situación atrajo la atención del Congreso estadounidense, particularmente del Comité Judicial de la Cámara de Representantes, que emitió un informe detallando la campaña de censura en Brasil. Este informe ofrece un análisis impactante sobre cómo un gobierno puede justificar la censura en nombre de detener el discurso de «odio» y la «subversión» del «orden».

Ahora de Moraes redobla la apuesta haciendo hincapié en la necesidad de «regular responsabilidades» mientras presentaba ante el Senado una propuesta para un nuevo Código Civil del país.

En la actualidad, el gobierno brasileño busca presionar a X y otras empresas de redes sociales para censurar más de 300 cuentas, entre las cuales se encuentran la del expresidente Jair Bolsonaro, el senador conservador Marcos do Val y el periodista Paulo Figueiredo Filho (residente en EE. UU.). Hace cuatro años, Twitter bloqueó dos videos del exmandatario durante la pandemia de coronavirus.

Los documentos también revelan que Alexandre de Moraes ha solicitado prohibiciones permanentes para más de 150 funcionarios electos y periodistas, en procesos secretos y sin explicaciones claras. Algunos expertos consideran que estas prohibiciones podrían interferir en el proceso electoral, dado el papel crucial de las redes sociales en la política contemporánea.

En un caso particular, el magistrado exigió a X y otras plataformas de redes sociales que bloquearan el acceso a un diputado federal, Marcel Van Hattem, argumentando que había criticado los resultados electorales. Sin embargo, el video que se usó como pretexto para la censura «no solo no estaba relacionado con las elecciones, sino que además constituía una crítica al Departamento de Trabajo».

El dueño de Twitter, Elon Musk, ha señalado más de una vez que de Moraes debería dimitir y en un posteo comentando sobre las figuras censuradas comentó: «Las acciones de censura contra representantes electos exigidas por [Alexandre de Moraes] violan la ley brasileña.

Estas fueron las principales figuras conservadoras alcanzadas por la censura.

Oposición política:

  • Jair Messias Bolsonaro: 38.º presidente de Brasil.
  • Marcos do Val: Actual miembro del Senado Federal de Brasil.
  • Alan Rick: Actual miembro del Senado Federal de Brasil.
  • Carla Zambelli: Actual miembro de la Cámara de Diputados de Brasil.
  • Marcel van Hattem: Actual miembro de la Cámara de Diputados de Brasil.
  • Cristiane Brasil: Ex miembro de la Cámara de Diputados de Brasil.
  • Ed Raposo: Ex candidato a la Cámara de Diputados de Brasil.

Periodistas y comentaristas:

  • Guilherme Fiuza: periodista brasileño.
  • Paulo Figueiredo Filho: periodista brasileño.
  • Rodrigo Constantino: comentarista político brasileño.
  • Elisa Robson: periodista brasileña y ex candidata a la Cámara de Diputados de Brasil.
  • Flávio Gordon: periodista brasileño.

Judicatura y Abogacía:

  • Ludmila Lins Grilo: Ex juez.
  • Marcelo Rocha Monteiro: Fiscal y profesor de Derecho.

Cultura popular:

  • Davi Sacer: Cantautor brasileño de gospel.
  • Radio RCN: emisora de radio pop.

Mientras el gobierno socialista de Luiz Inácio Lula da Silva respalda esta campaña de censura suspendiendo la publicidad oficial en X como represalia contra Musk, los legisladores estadounidenses lanzan una advertencia que no debe pasarse por alto:

«La censura impulsada por el gobierno brasileño no es un problema exclusivo de regímenes autoritarios en tierras lejanas; está ocurriendo aquí mismo, en Estados Unidos. Las conclusiones del Comité y del Subcomité Selecto sobre la Armonización del Gobierno Federal respecto a los ataques de la Administración Biden a la libertad de expresión revelan paralelismos con los intentos de Brasil de silenciar a sus críticos».

No podemos ignorar la advertencia de que los ataques a la libertad de expresión en el extranjero «deben servir como una señal de alerta para Estados Unidos».

Apoya el periodismo independiente

Tu apoyo nos ayuda a seguir brindando un periodismo independiente, abierto y de calidad.

Apóyanos

Para permisos de reutilización de este contenido, por favor póngase en contacto a través de agencia@mldiario.com

Foto del avatar
Mundo Libre

COMENTARIOS

guest

0 Comentarios
Feedbacks en línea
Ver todos los comentarios

VIDEOS